Microorganismos del Suelo

PorGuillermo Sahagun Baltazar

Microorganismos del Suelo

Los Actynomicetos no son la única especie de bacterias que con la lluvia después de ese «olor a tierra mojada»; en general los estreptomicetos tienen varias especies que hacen similares efectos.
Este microorganismo (que no es microbio) tiene una similitud con los hongos, pues producen micelio, pero en un diámetro mucho más pequeño (microsifonado).
La especie _Streptomyces griseus_   de esta familia se deriva el antibiótico estreptomicina.
Esta substancia, geosmina, al menos para mi, provoca una enorme sensación de tranquilidad y evoca pensamientos que han sido descritos por nuestra música ranchera;
«El pastor» y sus falsetes, por ejemplo  una estrofa de Guadalajara Guadalajaraaaaa….

A pesar de su aparente hostilidad, el suelo es el hábitat de  innumerables    seres vivos. La mayoría de la biomasa viviente de nuestro planeta se alberga en   el suelo

En el suelo se pueden encontrar una enorme cantidad de organismos  diferentes, de tamaño y funciones muy variable. Son fundamentales para el desarrollo de la vida en el planeta, jugando un papel relevante en la formación y estructuración del suelo y en la movilización de nutrientes. Se han de conocer,  pues, los agentes que viven y trabajan en el suelo, saber cuáles son sus acciones en el biotopo suelo y cómo el hombre puede intervenir para mantener  y  acrecentar la fertilidad de los suelos cultivados utilizando a los  organismos  edáficos en su favor.

A escala microscópica se encuentran bacterias, algas, protozoos y hongos. Subiendo la escala de tamaños  encontramos  nemátodos,  artrópodos  de pequeño tamaño, gusanos, a los que siguen lombrices de tierra, moluscos y artrópodos. Muchos de ellos realizan su ciclo biológico completo en el suelo, mientras que otros sólo son habitantes ocasionales, o en determinada  fases.

Se calcula que el valor de los servicios ecosistémicos proporcionados por los seres vivos del suelo es de 17,1 billones de dólares por la formación de suelo y 2,3 billones por el reciclaje de nutrientes.  

Figura 1: Organismos del suelo. Fuente: TECNUM (Universidad de Navarra)

Funciones de los organismos vivos del  suelo

Cada tipo de organismo realiza una función específica. Algunos, como las algas, son fotosintéticas, otros, como las cianobacterias, son capaces de fijar nitrógeno atmosférico. Sin embargo, la mayoría de los organismos  del  suelo utilizan la materia orgánica o la mineral como fuente de  nutrientes  y  energía.

Muchos están especializados en romper la materia orgánica de  plantas  y animales, dando substancias simples, inorgánicas, que pueden ser devueltas a la atmósfera o arrastradas con las aguas de drenaje o ser incorporadas al stock de reserva mineral o al complejo arcillo-húmico. Otros organismos establecen relaciones simbióticas con otros organismos vivos, como Rhizobium, cianobacterias, micorrizas, etc.

Para una buena gestión de los suelos es preciso conocer el hábitat y las costumbres alimentarias de los organismos  que  lo  pueblan para favorecer el desarrollo de los organismos benéficos y reducir la actividad de los dañinos.

Figura 2: Efecto del laboreo en las poblaciones de bacterias del suelo. Fuente: Conservación de recursos naturales para la agricultura sostenible. FAO

Además de su papel en el ciclo de los nutrientes  del  suelo  muchos  organismos tienen funciones básicas para el mantenimiento de una buena estructura y del funcionamiento del  suelo.

·         Transportan  fragmentos  orgánicos  y  minerales,  mezclándolos, facilitando la formación del  complejo arcillo-húmico.             

·         Las galerías de las lombrices de tierra, topos, conejos y otros animales, cruzan los horizontes, facilitando el descenso de las raíces en profundidad  y la aireación y el drenaje de los suelos.     

Los microorganismos del suelo, especialmente los hongos, favorecen una buena estructura pues estabilizan los agregados envolviéndoles con sus redes de micelios y evitando que sean arrastrados por el agua de lluvia u otros agentes responsables de la erosión. 

.    El papel bioquímico de los microorganismos

Es el papel más conocido e importante. Sin ellos el ciclo de la vida se interrumpiría y no podrían reciclarse los residuos orgánicos que llegan al suelo ni integrarse en el ciclo de la vida los minerales que forman parte de las  rocas.

  • La transformación de materia orgánica. Las materias carbonadas (azúcares, almidón, celulosa) son la fuente principal de energía de los microorganismos. Para su desarrollo precisan también de nitrógeno, pues para la descomposición de 30 g de celulosa se precisa 1 g de nitrógeno. Esto permite comprender la importancia de la relación C/N en los aportes orgánicos.

Degradan moléculas complejas de materia orgánica, formando humus. El humus se asocia con las arcillas para formar el  complejo  arcillo-húmico, que favorece la aireación, el almacenamiento de agua y la  fertilidad.

El humus será mineralizado posteriormente, lentamente, liberando el nitrógeno y otros elementos, que se vuelven así disponibles para las  plantas.

  • La solubilización de los minerales. Los elementos contenidos en las materias minerales del suelo (K, Ca, Mn, Mg, etc) pueden también ser solubilizados por los microorganismos edáficos y volverlos  asimilables  para las plantas.
  • Fijación de nitrógeno. Diversos grupos de bacterias, tanto libres como simbiontes, son capaces de fijar el nitrógeno atmosférico.

Como ya hemos dichos los organismos del suelo son  muy  numerosos y  de características muy diferentes. En un suelo biológicamente vivo están  presentes en grandes cantidades. En los suelos agrícolas  que  han  sido  sometidos a prácticas muy agresivas como el laboreo o el uso de productos químicos su presencia se reduce  considerablemente.

Microflora del suelo

La microflora del suelo está compuesta por bacterias, actinomiceto, hongos, algas, virus y protozoarios. Entre las funciones más importantes que cumplen asociadamente en los procesos de transformación están:

  • Suministro directo de nutrientes. Fijación de nitrógeno.
  • Transformación de compuestos orgánicos que la planta no puede tomar a formas inorgánicas que si pueden ser asimiladas (Mineralización). Ejemplo: Proteína hasta aminoácidos y a nitratos.
  • Solubilización de compuestos inorgánicos para facilitar la absorción por las plantas. Ejemplo. Fosfato tricálcico a Fosfato monocálcico.
  • Cambios químicos en compuestos inorgánicos debido a procesos de oxidación y reducción. Ejemplo. Oxidación del azufre mineral a sulfato.
  • Oxidación del nitrógeno amoniacal a nitrato.
  • Aumento del desarrollo radicular en la planta que mejora la asimilación de nutrientes, la capacidad de campo y el desarrollo.
  • Reacciones antagónicas, parasitismo y control de fitopatógenos.
  • Mejoramiento de las propiedades físicas del suelo.

 

Lee también

About the author

Guillermo Sahagun Baltazar contributor

    3 Comments so far

    Boletín RedGE – Junio 2018 – Boletín RedGEPosted on1:49 pm - May 28, 2018

    […] Microoganismos del Suelo […]

    Día Mundial del Suelo – Grupo EmprendePosted on8:17 am - Dic 5, 2018

    […] Microorganismos del Suelo […]

    La Evolución del libro – Grupo EmprendePosted on12:01 pm - Abr 23, 2019

    […] Microorganismos del Suelo […]

    Deja un comentario